viernes, 18 de septiembre de 2020

JAIME RIBERA DOMENECH "Bodegueta"



El día 28 te fuiste,

desde aquel día todos te extrañamos,

añoramos tu alegría que subsiste,

pero nunca te olvidamos.


"Onil en mi memoria",

te recuerda en su cometido,

rezándote una oratoria,

para que no caiga en el olvido.


Jaime Ribera Domenech nació en Onil en pleno verano del año 1953, en concreto el 19 de Agosto.

Vicente Ribera y Dolores Domenech tuvieron 4 hijos, siendo Jaime el mas pequeño de todos los hermanos/as. Primero Vicente, Mª Luisa, Andrés y por último Jaime.


Foto escolar

Realizó sus estudios en el Colegio Público Francisco Franco de Onil y también en el Colegio Salesianos de Ibi.

Jaime, su hermano Andrés y su madre Dolores en la ermita de la Virgen

Se tuvo que trasladar a Madrid al Ejercito del Aire para realizar el servicio militar obligatorio.

Formalizó su relación con Mª José Sánchez casándose el 7 de Septiembre de 1979. Su hijo Yago nació el 12 de Febrero de 1989.


Jaime con su esposa Mª José


Comenzó su etapa laboral en la empresa familiar que fabricaba muñecas y se llamaba "Muñecas Vicente Ribera Domenech", llevando la contabilidad hasta que contrajo nupcias.
Posteriormente se traslado a vivir a Madrid en la que trabajó de relaciones públicas en un programa de radio musical dirigido por José Luis Uribarri.
A la vuelta a su pueblo natal se dedicó e hizo funciones de guía turístico en varias agencias tanto de Ibi, de Alicante y finalmente en Elda.


Le fascinaba la historia en general, tanto nacional como la europea. La cultura de las ciudades y de países, su arquitectura, costumbres, etc. con sus reinados a lo largo de la historia. 

Jaime fue una persona muy devota y se relacionaba mucho con la Iglesia y la Mayordomía de la Virgen de la Salud de Onil. Fué uno de los creadores de la cofradía del Santo Sepulcro en Semana Santa. Estaba enamorado de su pueblo.

Pasando a los niños por el manto de la Virgen de la Salud


Comparsa de moros


Jaime de "alférez"

Lo recordamos siendo miembro de la Comparsa de Moros desde pequeño, al igual que el resto de su familia. Desde su padre, hermanos, sobrinos/as, hasta su hijo. 
Su padre Vicente Ribera desempeñó el papel de embajador durante muchos años y algún año Jaime le acompañaba como "alférez" montado en un caballo.


El último año que salió Vicente "Bodegueta" de embajador, la hicieron juntos; Jaime embajador moro y su padre embajador cristiano.
A partir del año siguiente ya le sustituyó Vicente.
Fue uno de los creadores de la escuadra Sarracenos en el bando moro.

También se encargaba de las sesiones de música y bailes de aquella época en el sótano del local moro en la calle Cervantes y después en el centro 5 de Famosa. También realizó allí actividades para la juventud.

En abril de 2001 quiso formar una escuadra mora con miembros de su familia, pero la enfermedad no se lo permitió.

Mediante la Comisión de Fiestas se encargó de traer a gente conocida al pueblo como Rocío Jurado, Mocedades, etc.
También perteneció por poco tiempo al Coro de la Parroquia Santiago Apóstol de Onil, que por cierto incorporó el día de San Jaime que se cante el himno a Santiago Apóstol. 

Fue una persona que tenia su carácter y su personalidad, pero era muy dialogante, era educado y siempre alegre, que se preocupaba por las malas situaciones que podían pasar las personas que conocía.

Era muy familiar, le encantaba pasar su tiempo con la familia y viajar con su esposa y su hijo.
Los domingos era muy habitual juntarse con su familia en casa de su hermana Mª Luisa, donde las tertulias igual podían hacer referencias a historia, política, religión, fiestas, viajes, etc, al final, llego a convertirse con el paso de los años en una tradición.

Jaime con su hijo Yago


Creo que todos o casi todos en el pueblo hemos conocido a Jaime en algún momento de nuestra vida y estaremos de acuerdo, que ha sido una persona muy alegre y con muy buen humor.

Desgraciadamente el 28 de Agosto de 2001, Jaime a los 48 años de edad nos dejó, pero todos sabemos que él sigue aquí en nuestros corazones, viviendo y disfrutando de su pueblo Onil.
Era tan devoto que estando ingresado en el Hospital, viéndolo venir, pidió que cuando falleciese voltearan las campanas, pero que la gente no se apenase.

Quería dar las gracias a la familia por su buena disposición hacia mi persona y mi blog “Onil en mi memoria”.

2 comentarios:

Unknown dijo...

Como bién explicas en el homenaje ,Jaime pasó junto a la familia Taravillo , a nuestros bebés por el manto de la virgen.
Gracias por tantos años de servicio.
Un abrazo a la familia.💕

JLT dijo...

El meu cosí, Jaime,Igual de yo,